Reseña nº 64 – Cress (Crónicas Lunares #3), Marissa Meyer.

¡Buenas tardes una semana más, lectores! En efecto, seguimos con las sagas. Y hagamos memoria: ¿os acordáis de Cinder, la joven cíborg? ¿De Scarlet, la valiente parisina con su caperuza roja? Pues aquí están de nuevo; muy bien acompañadas, por cierto.

cress

Cress (Casa del Libro)

Las cosas no pintan bien para la Tierra. Tras el ataque de sus agentes lunares, que ha dejado casi 16.000 muertos en todo el planeta, solo el hecho de conseguir el compromiso matrimonial con el emperador Kaito ha hecho que Levana refrene sus impulsos de conquista. Eso, y la promesa de entregarle el antídoto contra la letumosis al emperador tras la boda como signo de buena voluntad y como deseo de paz entre Luna y la Unión Terrestre. Pero no todos están de acuerdo con este enlace, y aún lo estarían menos si hubiesen descubierto lo mismo que Cinder: que, en el fondo, Levana es mucho peor incluso de lo que parecía ser. La cuestión es: ¿llegarán a tiempo de impedir esa catastrófica boda?

Vista la sinopsis, diréis: ¿y por qué el libro se llama “Cress”? ¿Quién es Cress? Pues ni más ni menos que la Rapunzel del cuento. Teníamos a Cenicienta y a su príncipe, a Caperucita Roja y al lobo feroz -o no tanto, según se mire-… y ahora llegamos a un nuevo personaje de este enorme cuento ambientado en una Tierra futura de ciencia ficción. Cress es una joven que lleva viviendo casi toda su vida encerrada en un pequeño satélite que orbita alrededor de la Tierra. ¿Su misión? Vigilar, controlar, seguir todas las comunicaciones que puedan frustrar los planes de Levana y sus malvados subordinados. ¿Os suena? Claro: aunque nadie sabía su nombre, esta muchachita ya ha aparecido en anteriores entregas, comunicándose con Cinder a través de su D-COM. Quizá por eso, el hecho de coger por fin este libro entre las manos es casi más emocionante, porque conoces otra de las caras de la película y le pones nombre, la asocias a los protagonistas y la enlazas con el equipo de una vez por todas. Si además añadimos su interés romántico por el carismático Thorne -que, lo reconozco, en alguna página es para darle una patada en cierto sitio muy doloroso, pero de lo tonto que se pone-, la tensión está servida.

Porque, en efecto y a pesar de que a simple vista podría parecer solo una novela para rellenar -la historia termina en la próxima entrega, “Winter”- al final acabas enganchándote a la narración de principio a fin. Con deciros que se me perdió el libro en físico y no pude aguantar las ganas de comprarme el ebook para ver cómo terminaba, os lo digo todo…

Sí que es cierto que en algunas escenas parece que se alargan demasiado en cosillas sin mucha importancia -incluyendo sentimientos-, pero también puede ser que estés deseando resolver un misterio que te llevan planteando desde hace varios capítulos y que se hace de rogar. La forma de enlazar a los personajes en la trama es casi perfecta, sin fisuras, y para el que le guste la ambientación de naves, dispositivos de alta tecnología y acción en altas dosis, creo que disfrutará esta novela. Eso sí, como ya mencionaba, tampoco falta el romance, por si a alguien le echa más para atrás ese género…

Creo que os dejo la decisión a vosotros, pero yo le doy un 4/5 y estoy deseando que Winter caiga en mis manos para terminar la saga. ¡Nos vemos en la próxima!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s